Arte textil: se presentó la Randa ante la UNESCO para registrarla como patrimonio cultural inmaterial.

        

El blog Territorio y Desarrollo publicó, el viernes 18/12, una nota referida al acuerdo de cooperación entre el IDEP, la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la UNT y el Ministerio de Cultura de la Nación. Notas en Monterizos y FAU.

El camino de rescate, de preservación y de revalorización de la randa de Tucumán sumó un nuevo capítulo. En esta oportunidad, el IDEP (Instituto de Desarrollo Productivo de Tucumán) y la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Nacional de Tucumán firmaron un “Acuerdo de Cooperación” con el Ministerio de Cultura de la Nación, donde las partes se comprometen a trabajar conjuntamente para promover y difundir el valor de la producción artesanal (la randa).

“El acuerdo busca fortalecer relaciones creativas y comerciales entre las randeras y los diseñadores tucumanos”, comentó el Ing. Dirk Trotteyn, director ejecutivo del IDEP. “También se busca estimular e incentivar el desarrollo de actividades que fortalezcan la promoción del desarrollo productivo y cultural, mediante la realización de proyectos y actividades conjuntas”, destacó Trotteyn.

Según se desprende del acuerdo, se conformará una comisión responsable de investigar, implementar y monitorear tres ítems: 1) la identificación geográfica de la randa; 2) la certificación de mejores prácticas de colaboración entre las partes –randeras y diseñadores–; 3) la implementación de una agenda para la promoción del trabajo realizado.

La randa tucumana y la UNESCO

El Ministerio de Cultura de la Nación –como autoridad de referencia y en el marco del mencionado convenio– presentó ante la Convención del Patrimonio Cultural Inmaterial de la UNESCO el Programa “Las Randas del Tiempo, Modelo de Salvaguardia del Arte Textil de El Cercado” para su candidatura al Registro de Mejores Prácticas de Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial.

En este contexto, entre las acciones que llevan adelante las artesanas, se encuentran la realización de un catálogo de puntos randeros de la zona; la confección de un Protocolo de Buenas Prácticas para el trabajo colaborativo entre diseñadores y artesanos; y la capacitación en turismo receptivo. También se llevó a cabo la primera Jornada de certificación de “Mejores Prácticas de Colaboración entre artesanas randeras y diseñadores.

El origen

“Todo surgió con un trabajo iniciado por el IDEP hace un par de años, donde se sentaron las bases para el proyecto actual”, rememoró Trotteyn. “El IDEP hizo un relevamiento de los artesanos, un video que profundizó sobre la historia de esta artesanía y un libro que es un racconto y un homenaje a las randeras, además de contener la sistematización de la técnica”, expresó el director ejecutivo del IDEP. Hubo, también, un cruce entre artesanas y diseñadores con el objeto de agregar valor a la tradicional randa. “Ese trabajo mancomunado sirvió para posicionar y darle visibilidad a la artesanía, al punto de participar en una feria nacional como fue Puro Diseño”, cerró Trotteyn.

En el camino, el área Diseño de Indumentaria de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional de Tucumán comenzó a traccionar el proyecto “A Cercando. Territorio colaborativo de la randa de El Cercado y el diseño tucumano”. Este trabajo de investigación buscó profundizar el vínculo. En esta instancia también participó el IDEP y se sumó el MATRA (Mercado de Artesanías Tradicionales de la República Argentina). Se realizaron encuentros teórico-prácticos con el fin de acercar a las randeras y a los diseñadores de autor tucumanos. Era necesario poner en contacto ambas “comunidades” como primer paso a lograr un trabajo colaborativo en un futuro inmediato.

Sobre los participantes del A Cercando

Al comienzo del proyecto se realizó una convocatoria abierta a toda la comunidad de diseñadores y randeras de la provincia. De esta forma, se conformó un grupo de trabajo de unas 25 personas. Entre ellas diseñadores, randeras, coordinadores, docentes, investigadores y un fotógrafo. Randeras y diseñadores: Gonzalo Villa Max y Claudia Aybar; Elba Aybar, Juliana Estrada y Alejandra Lamelas; Fernanda Villagra Serra y Mirta Costilla; Lili Ruiz, Patricia Salazar y Anice Ariza; Margarita Ariza y Jessica Morillo; Marcela Sueldo y Josefina Luna; Nicolás Berboff, Facundo del Campo, Agustina Sosa y Mónica Sosa; y Juana Margarita Ariza y Sandra Mora.

La randa tucumana es una técnica artesanal que se realiza en la zona de El Cercado desde el siglo XVI. La comunidad de randeras está conformada por 48 mujeres que van desde niñas de 8 años hasta ancianas de 100 años. Algunas están unidas por lazos consanguíneos, formando linajes donde la técnica artesanal se transmite en una línea de bisabuelas, abuelas, madres, tías, sobrinas, hijas, nietas, bisnietas. Se trata de una técnica artesanal que es patrimonio textil de la Argentina.

Para leer la nota original, hacer clic aquí.

Para leer la nota en Monterizos, hacer clic aquí.

Para leer la nota del sitio de la FAU, hacer clic aquí.
 

Calendario de Eventos ferias capacitaciones